Fenalco pide que no se aplique Ley Seca en Cartagena

En misiva presentada a la Administración Distrital, Fenalco Bolívar le solicita tener presente la condición turística de la ciudad

Conforme a las facultades radicadas en cabeza de las autoridades de policía en el país, dichas autoridades han aplicado la ley seca como una medida que contribuye al mantenimiento del orden público, la cual, al tiempo, ha generado afectaciones directas a sectores comerciales, situación que impacta de manera negativa las economías locales.

En días pasados el Presidente de la República se manifestó sobre ella:

“Gobierno estudia la posibilidad de modificar ley seca que rige en elecciones tras consultar la opinión de los ciudadanos al respecto, se buscaría “tramitar en el Congreso de la República, eventualmente, un proyecto de ley que modifique esta disposición”, informó el Ministro del Interior, Guillermo Rivera. El Ministro del Interior, Guillermo Rivera, informó este miércoles que el Gobierno Nacional estudia la posibilidad de modificar la disposición del Código Electoral que prohíbe la venta de bebidas alcohólicas durante las jornadas electorales. Rivera precisó que “se trata de tramitar en el Congreso de la República, eventualmente, un proyecto de ley que modifique esa disposición”, con el fin de no hacer la medida tan extensa, para que “la vida en las ciudades pueda desarrollarse normalmente la noche anterior al debate electoral”. Al ser la ley seca una disposición vigente en el Código Electoral de 1986, que se considera una herencia del Frente Nacional, “el Presidente de la República le ha querido preguntar al país, a los ciudadanos, su opinión sobre la eventualidad de tramitar un proyecto para modificar esta disposición del Código Electoral, que prohíbe la venta de bebidas alcohólicas desde las 6:00 de la tarde del día anterior a las elecciones hasta las 6:00 de la mañana del día posterior a las mismas”, explicó el Ministro Guillermo Rivera. Consulta del Partido Liberal, un antecedente. El titular de la cartera del Interior indicó que un antecedente que ha llevado a poner en el debate este tema, se relaciona con la consulta del Partido Liberal, realizada en noviembre pasado, cuando el Gobierno Nacional estableció que la ley seca solo regiría desde las 6:00 de la mañana del domingo día de elecciones, hasta las 6:00 de la mañana del día siguiente (lunes), sin que se presentara ningún tipo de alteración del orden público. Para el funcionario, la restricción del consumo de licor en un período tan extenso, como se estipula en el Código Electoral, no tiene una incidencia en asuntos de orden público, por lo cual “se plantea este debate para, eventualmente, hacer una modificación de esta disposición del Código Electoral, que es un código de 1986”. Rivera comentó que uno de los sectores interesados en modificar dicha medida tan estricta son los comerciantes y dueños de establecimientos públicos. “Los que han venido planteando este debate de tiempo atrás son los establecimientos de comercio, a quienes les parece exagerada la medida”, precisó. Cabe recordar que hoy, a través de su cuenta de twitter @JuanManSantos, el Presidente de la República preguntó a los colombianos si están de acuerdo o no con eliminar la ley seca. “La ley seca se aprobó en otras épocas. Creo que los colombianos somos ahora lo suficientemente responsables para tener unas elecciones tranquilas sin esta restricción, que afecta mucho el comercio. ¿Estaría de acuerdo con eliminar la ley seca? Sí – No”

También Fenalco Bolívar ha hecho sondeos al respecto con empresarios de los principales sectores asociados que indican que la medida hace que la reducción de las ventas del fin del semana lo hagan drásticamente,47 %, lo cual es significativo dado que se trata de sectores cuyo mayor vigor comercial se produce precisamente durante ellos.

Fenalco reafirma una vez más que comprende el sentido que animaba la adopción de ésta y lo respeta, “sin embargo insistimos que al momento en que se dispongan y solo si las circunstancias lo exigen, sea lo más corta posible, permitiendo así que los establecimientos atiendan a sus clientes y eventos programados que son cada vez más en la ciudad. Preocupa además las señales como estas, más aún en una ciudad turística como la nuestra visitada por muchos extranjeros, es muy complicado hacerles comprender una medida de esta naturaleza” indicó Mónica Fadul.

Vale señalar que además la ciudad al ser un destino de bodas, convenciones y eventos que se planean con al menos un año de anticipación, muchos de ellos internacionales, demandan no estar sometidos a tantas restricciones.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *